TENER UN GATO AYUDA
A REDUCIR EL STRESS

¡Jugando con tu gato!

¿Quién pensaría que tu gato, además de ser un adorable y peludo amigo, podría traer beneficios para tu salud? Muchos estudios e investigaciones coinciden en que los pequeños felinos tienen propiedades que ayudan a sus dueños a disfrutar y mejorar su estilo de vida.

Uno de los mayores beneficios de tener un gato es aliviar el estrés de la vida cotidiana. Aunque parezca increíble, tenerlos como mascotas genera momentos de relajación para el provecho de sus dueños de las maneras que menos te lo imaginas.

Los ronroneos de los gatos calman los nervios.Varios estudios señalan que el ronroneo de los gatos ayuda a reducir el estrés del dueño, así como la tensión arterial. Al ronronear, generan vibraciones de entre 20 y 140 hercios: una frecuencia considerada beneficiosa para el cuerpo y la mente, según la Scientific American.

¡Juega con la pelota!



Acariciarlos apacigua el estrés.Los gatos son animales especialmente tranquilos y pacíficos, así que el compartir momentos de caricias ayuda a transmitir estas sensaciones a su dueño, mejorando notablemente el estado de ánimo y sirviendo como una distracción positiva frente a la rutina diaria.

¡Objetos en el aire!



Te hacen reír.¿Cuántas veces no te has reído de las cosas que hace tu gato? Cuando lo tienes como mascota, descubres que su curiosidad y ocurrencias en casa siempre te sorprenderán y robarán una sonrisa. Y para nadie es un secreto que la risa es beneficiosa para la salud porque te desestresa, estimula el corazón y, además, optimiza el sistema inmunológico.

¡Explorar la caja!



¡Ahora tienes más razones
para querer y acariciar

¡Persigue la luz!